Entrevista a Rafa Lucero sobre la Mejora Continua Kaizen

La mejora continua debe de ser una de las armas que toda empresa u organización implemente en sus departamentos.

Para hablar de la mejora continua, Irene Milián junto a Jorge “Maestro” Benavente, locutores de “Un viaje de Valientes”, de la 99.9 de Valencia, ha entrevistado a Rafa Lucero, nuestro socio-director y especialista en la Metodología Lean y Kaizen.

Esperamos que os guste la entrevista, la cual hemos juntado, y os sirva para ver un enfoque diferentes y necesario en la implementación de la Mejora Continua o Kaizen.

Filosofía de la mejora continua con Rafael Lucero en la 99.9

Hoy vengo acompañada de Rafa Lucero, él es ingeniero industrial, consultor, formador, coach…aunque para mí eres, sobre todo, formador y es socio-director de Adum Consulting. Una empresa que se dedica a impartir formación y consultoría a empresas sobre mejora continua, que es el motivo por el cual hemos traído a Rafa.

Rafa, cuéntanos algo de aspecto profesional, pero sobre todo de tu aspecto personal.

Como has dicho, yo soy ingeniero industrial, yo empecé a trabajar en la Ford, en Almussafes, hace ya algún que otro año, y estuve unos 3-4 años, para posteriormente pasar a otras empresas de automoción donde ya aplicábamos la mejora continua.

El 11 de septiembre de 2001, fecha que todo el mundo recuerda donde estaba, empezaba a dar los primeros pasos de Adum Consulting.

Yo sé, que tienes una afición que a mí me gusta mucho.

Sí, además de todo lo que hago, soy el presidente de los Runners Río Turia, los que vamos vestidos de verde y que ya somos unos cuentas, y yo particularmente hago triatlones. El año pasado hice mi primer maratón y el 12 de junio haré mi segundo medio Ironman.

Me gusta porque la parte deportiva tiene mucho que ver con la parte profesional porque tenemos que fijarnos objetivos.

Pero, ¿el triatlón es una disciplina durísima al combinar varias disciplinas de mucho esfuerzo físico?

Bueno, como todo en la vida hay que afrontarlo, entrenarlo y superarlo.

Cuéntanos, ¿qué disciplina de triatlón practicas?

A mí la que más me gusta es la Olímpica, que son 1.500 metros nadando, 40 kilómetros en bicicleta y 10 kilómetros nadando.

Pero, lo que son las cosas, yo hace 8 años ni corría, ni nadaba, ni iba en bicicleta y decía la tan celebre frase: “correr es de cobardes” y ahora fíjate.

Es un claro ejemplo, de quien se lo propone lo puede conseguir.

Ese es el punto número uno y el punto número dos es la crisis de los cuarenta.

Al final es proponerte una meta e ir a por ella,. En al vida o en las empresas es lo mismo: “dónde estoy, dónde quiero llegar y voy a por ello”.

Bien, vamos a hablar de la Mejora Continua, para las personas que no están en la industria cómo los podríamos decir qué es la Filosofía de Mejora Continua.

Yo lo simplifico mucho, “ en todas las empresas las personas mejoren”. Imagínate que en cada empresa todas las personas de todas las áreas mejoraran 29” cada día, en tres años esa empresa mejoraría su productividad por 2.

Pero, ¿qué suele pasar en las empresas? Que sólo el 5% o el 10% de las personas se dedican a pensar en esa mejora y la idea de la mejora continua es que sea todos los días.

En definitiva, la base es trabajar en equipo.

Podríamos decir que, ¿la mejora continua no depende de que el jefe mejore continuamente el estilo de la empresa sino que depende de todos?

Depende de todos pero, obviamente, el jefe debe de estar metido en el tema es la “mala” noticia, que no se puede delegar o no se debe delegar. Desde luego, el jefe es una parte importante porque al final en las empresas las personas hacen lo que dice el jefe.

¿Cuánta gente habrá que tendrá ideas de su puesto de trabajo y no lo dirá por creer que no servirá de nada?

Es una medida que siempre recomendamos poner en marcha, “poner ideas de mejora por parte de los empleados”. Imagínate, estamos unas 1.600 horas al año en el trabajo, ¿no crees que podamos tener 10 ideas por año por persona?.

Lo que observo es que para implantar la mejora continua hace falta mucha motivación. El darles esas herramientas a la gente para decirles que tienen la oportunidad de ser escuchadas y para ello la gente tiene que estar motivada.

Sí, ahí es donde entra lo que antes hemos comentado: los jefes y el necesario cambio de actitud.

Seguro que habéis oído alguna vez la frase: “yo no te pago para pensar”…y es totalmente al revés, te pago para pensar. Dentro de la parte de la nómina está la parte de pensar, sino a dónde vamos. Pero además, para mejorar con uno mismo.

A relación a esto, hemos estado hablando de los Noumats, definición para la era del conocimiento, el cual me dice que las personas son lo más importante, si tú no motivas a las personas para que piensen o tomen decisiones serán simplemente un número más de la empresa. Estamos en este cambio de era en el que los jefes ya no dirán “te pago para que no pienses” sino que “te pago para que pienses porque eres capaz de crear por ti mismo”.

¿Quién mejor para mejorar algo que la personas que está trabajando en ese puesto o área?

A veces pienso que es tan sencillo que ahí está la complejidad, o al revés.

Hay un cambio de era en el que las personas somos los protagonistas dejando un segundo lado a las máquinas, yo sé que hay una filosofía para denominar esta práctica y que es Kaizen, proveniente del japonés, la cual impartes en tus formaciones. Lo que más nos gusta de ella, es que se puede aplicar al desarrollo de las personas, a desarrollar nuestro campo más privado. Hay unos puntos sobre esta filosofía los cuales, siendo un experto en la materia, nos gustaría que comentaras:

Hay unos principios que llamamos, que ni mucho menos lo he inventado yo, es algo que está ahí de siempre. Pero, que no cabe duda, que tiene mucha miga.

Pero, ¿cómo ideas simples que podamos lanzar para que lo comprendan nuestros oyentes?

Una de las ideas más destacables es la de “Solucionar problemas”, buscar la causa de los problemas, que dentro de los 10 puntos de la mejora continua o Kaizen es el 7, el cual dice:

Buscar la causa real, la raíz. Respetar los 5 respetar los 5 por qué y después buscar la solución.

La mayoría de empresas ante un problema y en función del rango interno en la empresa, eres tú quien busca la solución. Pero en la mayoría de los casos, no sabes cuál es el problema real de verdad. La gente se lanza a solucionarlo, sin saber cuál es el problemas y cuáles son las causas. Pensemos un poquito antes de actuar.

¿Eso tiene que ver algo con nuestro instinto que tiende a actuar de este modo?.

Correcto. Yo no soy psicólogo pero dicen que el cerebro está formado por dos partes, una parte izquierda y una parte derecha que es la que siempre gana y la que dice de hacer las cosas hoy; y una parte izquierda que es un poco más reflexiva, la que necesita datos, la que lamentablemente nos cuesta usar.

De igual modo que se entrenan otras disciplinas como el triatlón, debemos hacer lo mismo con la mejora continua para que, aunque no siempre, gane la parte izquierda o al menos la empecemos a usar. Porque antes de buscar soluciones sepamos cuál es el problemas y cuáles son sus causas, sino ¿cómo vamos a solucionar de verdad los problemas?.

A raíz del tema de los problemas, los cuales tenemos todos ya sea en nuestra empresa o en nuestra casa, me quedo con la idea de que hay que definir bien el problema porque en ocasiones no sabemos ante la dificultad a la que nos estamos enfrentando.  

Eso es, ante esto os pide hacer un ejercicio, ya sea en vuestra casa u organización, juntar a un equipo de 5 personas para hablar de un problema, estoy absolutamente seguro que las 5 personas entienden el problema de una manera diferentes, describiéndolo de una manera distinta. No quiero ser taxativo pero casi seguro que sucedería de este modo.

En definitiva, es importante definir el problema para poderlo atacar.

Correcto, pero estarás de acuerdo conmigo en que en la vida privada tenemos un problema y automáticamente buscamos la solución y sobre todo cuanto más conoces las cosas. Cuanto más conoces las cosas más te crees que sabes la solución y es “parte” del problema.

¿Puede existir la estrategia de dejar que el problema crezca para conocerlo mejor? Lo digo porque a veces se sabe que hay un problema, no se corta de raíz y se deja crecer.

A eso lo llamo yo, la estrategia del avestruz., por el hecho de esconder la cabeza. Dicho esto, la mala noticia es que tenemos muchos problemas en nuestro día a día y no todos los podemos solucionar mañana pero vamos a ver cuándo empezamos a usar nuestra parte izquierda y no nuestra parte derecha .

¿Qué más nos puedes contar del Kaizen o mejora contínua?

Os cuento otra de las frases de la Filosofía Kaizen, otro de los puntos que dice así:

Tener en cuenta las ideas de 10 personas, en vez de esperar la idea genial de uno solo.

Yo soy ingeniero, tú eres ingeniero y me meto mucho con ellos porque esperamos la idea fabulosa. Pero el equipo, las personas que están en el día a día y viviendo los problemas son los que más pueden aportar, el ingeniero que está 20 minutos podrá hacer algo pero la persona o e grupo de personas que están día tras día son las que tienen la solución.

Os digo que hagáis un ejercicio, poned en una habitación al mejor ingeniero tratando de solucionar un problema y en al habitación de al lado un equipo multidisciplinar y darle algo de tiempo…en el 99,9% de los casos el equipo va a sacar mejores resultados.

Como un equipo de fútbol, que si solo tienes un gran jugador y los demás son malos, difícil que gane.

Correcto, una persona no hace el resultado.

¿Esto es posible que se deba a que vamos de autosuficientes?            

Volvemos a las partes del cerebro, que a veces nos creemos que lo sabemos todo y si eres ingeniero, incluso más o si eres el que sabe de un proceso o de un área, todavía, más.

Es trabajar, en parte, la humildad de las personas. El ser humilde, saberse vulnerable y que en ocasiones se necesita la ayuda o consejo de los demás. Es decir, la mejora continua también es recibir esos inputs que os haga crecer.

Partamos de la base que nadie es más que nadie, ni nadie es menos que nadie. Si hay que barrer un día, dos o tres o recoger basura del suelo, se hace. Pero cualquier directivo o cualquier persona, si lo haces tú lo hará tu gente.

Es decir, sería predicar con el ejemplo…

Absolutamente, otra de la claves sería esta.

En al cultura Kaizen decimos: “Ir y ver”. Ves y entiende lo que pase, que no te cuentes historias, porque sino te vas a creer lo que te cuente alguien.

Conclusión

Esperamos que este pequeño esbozo de la Mejora Continua o Kaizen os sea de ayuda y pueda mejora en las organizaciones.

Si te has quedado con ganas, recordad que la Academia Adum ofrece diversos cursos para mejorar en este aspecto. Serás bienvenido.